Los usuarios de la Serranía de Ronda, en continuo peligro por la falta de recursos y un abandono crítico de las Urgencias Extrahospitalarias

 Los pacientes quedan en una situación precaria al no contar con un servicio de ambulancia de traslados medicalizada y adecuada

El SMM exige a la Consejería de Salud que dote a la comarca de otra unidad SUAP y una de transporte de pacientes más con un médico

Los dispositivos de Urgencias y Emergencias de Atención Primaria de Ronda (SUAP), compuestos únicamente por dos uvis móviles, llevan años soportando una presión asistencial sin precedentes en la provincia de Málaga. Y es que, además de atender a un número muy elevado de población, se añade la gran dispersión geográfica de la comarca teniendo que desplazarse a los pueblos y pedanías de la zona con tiempos de asistencia a pacientes que se alargan constantemente y van en aumento.

También es sorprendente que el Sindicato Médico de Málaga (SMM) ha podido constatar la existencia de una única ambulancia medicalizada en toda la provincia malagueña para el traslado de pacientes graves de un hospital menos dotado a otro donde se pueda instaurar los tratamientos necesarios (cirugías torácicas y cardiacas y cateterismos en los infartos o en ictus, entre otros). Esta unidad, que tiene su base en la ciudad de Málaga, no sólo está la mayor parte de las 24 horas ocupada realizando traslados, sino que al ser requerida para trasladar pacientes desde el Hospital de la Serranía al Hospital Clínico o al Hospital Regional, puede tardar hasta una hora y media en llegar a Ronda a recoger a un paciente que, en algunos casos por su gravedad, no puede esperar. Por tanto, ante esta realidad, una de las dos unidades SUAP de Ronda es la encargada de realizar este servicio dejando aún más desprotegida a la población en periodos de tiempo que como mínimo abarcan las tres horas.

Esta reiterada situación tiene a los profesionales SUAP literalmente “machacados”, quienes viven día a día cómo no pueden atender en los tiempos y de la forma adecuada a los pacientes que acuden al punto de urgencias del municipio, donde prácticamente es normal que falten los dos médicos.

Asimismo, actualmente todas las provincias andaluzas cuentan con 1 unidad de traslados medicalizada, excepto Sevilla, que cuenta con dos; Cádiz, con otras dos con médico, más otra con un enfermero; y Málaga, con una medicalizada y otra con un enfermero. Por tanto, Málaga no está dotada como debiera en comparación con las otras ciudades andaluzas, siendo la zona de la Serranía la peor equipada en la provincia malagueña.

El SMM ha denunciado esta situación en reiteradas ocasiones (Nota de prensa 14/12/2023), (Nota de prensa 23/01/2024), y por el momento no se ha obtenido una respuesta satisfactoria, lo que manifiesta un problema de seguridad sanitaria de primer orden. A modo de ejemplo, el 19 de febrero de este año coincidieron de madrugada varias urgencias domiciliarias con un traslado de paciente crítico a Málaga, con lo que dejó al municipio sin unidades operativas ni médico en el centro de urgencias.

Por ello, el Sindicato Médico de Málaga reclama a la Consejería y a la Delegación Provincial de Salud y al Distrito Sanitario medidas eficaces e inmediatas que doten a la comarca de otra unidad SUAP, así como otra unidad medicalizada de transporte de pacientes críticos para la zona occidental de la provincia de Málaga con base para cubrir la parte noroeste.