Martes 24 Mayo 2022
YTUBE facebook twitter instagram

 

Notas de Prensa

CABECERASMMMSF

El SMM considera que la insostenible realidad va a requerir una convocatoria de huelga para finales del mes de mayo

Desde hace más de 20 años la Atención Primaria se encuentra abandonada y los nuevos gestores no han cumplido todas las promesas que hicieron durante la campaña de las anteriores elecciones.

RDP280422

En la actualidad nos encontramos ante una situación que entendemos va a requerir una convocatoria de huelga para finales del mes de mayo, ya que esto no tiene visos de cambiar.

Según los datos de la administración, anualmente se jubilan en Andalucía alrededor de 500 facultativos de Atención Primaria, entre médicos de familia y pediatras, y finalizan su formación unos 250. Esto implica un déficit anual de menos 250 médicos de Atención Primaria al año, sin contar a todos aquellos que emigran a otras comunidades autónomas o a otros países de la comunidad europea. Con este devenir, poca solución tiene este panorama.

Andalucía no puede seguir permitiéndose las pérdidas de profesionales tan cualificados; si tanto nos reclaman desde Europa es por el nivel de nuestra formación. Para solucionar este grave problema no se puede buscar profesionales en otros países, o solo con formar más médicos especialistas, que como sabemos, se tarda no menos de 11 años. La solución está en tratar bien a nuestros profesionales para que no se vayan o para que prolonguen su edad de jubilación, pero esto solo se consigue con estabilidad laboral y sueldos acordes al nivel y trabajo que realizan estos profesionales.

Hace dos días la Consejería de Educación firmó un acuerdo con las centrales sindicales del sector para equiparar el sueldo de los docentes con la media del resto de España. ¿Qué espera la Consejería de Salud y Familias para cumplir el compromiso de la equiparación salarial de sus profesionales con el resto de España? La equiparación, ¿para cuándo?

Actualmente, nos encontramos negociando con el SAS en tres mesas técnicas. En ninguna de ellas se ha conseguido avances significativos:

1- Urgencias y Emergencias extrahospitalarias. Los Dispositivos de Apoyo SUAP personal de urgencias del SAS que atienden casi el 90% de las urgencias y emergencias de Andalucía se encuentran abandonados desde el 2007 en el que se creó su categoría, pacto que reclamamos que desaparezca, porque ha servido para tener a este personal como chicas y chicos para todo.

A estos profesionales no se les abona los complementos de turnicidad, nocturnidad, festivo ni penosidad, a pesar de que le corresponde. No tienen acceso a su formación dentro de su jornada laboral, teniéndose que formar en su tiempo libre. Las ambulancias en las que trabajan son viejas, con muchos kilómetros y no se encuentran bien dotadas.

Desde hace años se viene hablando de la puesta en marcha de un único servicio de urgencias y emergencias móviles, que mejoraría la calidad de la atención urgente, para que todos los andaluces, independientemente de que vivan en las grandes ciudades o en pueblos pequeños, tengan el mismo nivel asistencial.

2- Carrera profesional. Desde el SMA reclamamos una carrera profesional sin la ACSA (Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía), una de las muchas empresas públicas que se crearon para darle algún cometido. Contenido poco útil porque se obliga a los profesionales acreditarse con unos medios que no aportan nada y sobrecargan aún más a los médicos de trabajo, el cuál, como es imposible acreditarse durante la jornada laboral, hay que hacerlo en el tiempo libre, con un trabajo engorroso, nada útil para mejorar la asistencia a los pacientes.

Solicitamos una carrera profesional accesible a todos los profesionales en igualdad y similar a la del resto de las otras comunidades de España, en la que el tiempo trabajado es el que mayor peso tiene.

3- Continuidad asistencial. La continuidad asistencial es el trabajo que se realiza fuera de la jornada ordinaria, su fin es bajar las listas de espera y/o demora que existe en los centros de salud por la falta de médicos de familia y pediatras en las bolsas de empleo. El problema es que se dan con cuentagotas y no se tienen en cuenta las reducciones de jornadas y bajas que existen en todos los centros de salud. Mientras éstas no se cubran con continuidades asistenciales, las listas de espera no van a bajar nunca. Porque los días que no hay personal para pasar la consulta, ésta o se cierra o se reparte con el resto de profesionales del centro, lo que implica una mayor sobresaturación y quedan muchos pacientes sin atender.

Reclamamos continuidades asistenciales para médicos de familia, pediatras, odontólogos y A4, y que se cubran con ellas todas las reducciones de jornada y bajas.

Si queremos mejorar la Atención Primaria, lo primero que tiene que tener la administración es voluntad real y no solo palabras; lo segundo, dedicar el 25% del presupuesto de Sanidad a la Atención Primaria; y, lo tercero, atender y cuidar a sus facultativos y facultativas.

Ninguno de estos tres puntos se están cumpliendo.

Málaga, 28 de abril de 2022