Miércoles 8 Abril 2020

 facebook  twitter  instagram 

Notas de Prensa

CABSMMA

El agresor también tendrá que abonar las costas del procedimiento judicial en un plazo de tres meses y no podrá aproximarse a la facultativa, a su domicilio y puesto de trabajo a una distancia inferior a 100 metros y comunicarse con ella, todo ello durante seis meses

Algunas de las agresiones al personal sanitario que se han producido en la provincia malagueña durante este año han tenido como respuesta en algunos casos, ya que el temor a represalias ha frenado la actitud de los profesionales, la denuncia de estos hechos tan graves.

Aunque el Sindicato Médico de Málaga (SMM) sigue defendiendo a los facultativos y a todos los compañeros del sector sanitario mostrando su máxima repulsa y apoyo, y hasta le ha sugerido a la Fiscalía Provincial de Málaga a que estos actos de violencia sean tratados como atentado contra la autoridad, recientemente se ha tenido conocimiento de una sentencia favorable con una doctora que fue agredida en un centro de salud de la ciudad.

El Juzgado de Instrucción número 3 de Málaga, tras la celebración del juicio oral, ha dictado una sentencia en la que condena a un hombre como criminalmente responsable de un delito leve de amenazas a una médica a la pena de multa de 540 euros (6 euros de cuota diaria) y al pago de las costas del procedimiento judicial en un plazo de tres meses desde la notificación de la resolución. Además, el agresor no podrá aproximarse a la facultativa, a su domicilio y puesto de trabajo a una distancia inferior a 100 metros y comunicarse con ella por cualquier medio, todo ello durante seis meses.

Asimismo, según indica la sentencia, si el condenado no satisficiera la multa impuesta quedará privado de libertad por cada dos cuotas diarias no satisfechas.

A tenor de los hechos probados, el día 4 de septiembre de 2019, sobre las 14:40 horas, el agresor se dirigió a la agredida cuando ambos se encontraban en un centro de atención primaria de Málaga, lugar donde solía acudir como paciente y donde ella ejerce su profesión como doctora, con insultos, motivo por el cual la facultativa está asustada. Con lo que la trabajadora interpuso una denuncia al respecto.

Para el SMM este tipo de resoluciones judiciales son ejemplares en la lucha contra la lacra de las agresiones a sanitarios que se han incrementado considerablemente durante este año.

Por ello, este sindicato sigue animando a los compañeros a denunciar todos los casos que se siguen produciendo a diario en los centros de salud y hospitalarios, por leve que puedan parecer algunos, puesto que ninguna actuación de este tipo está justificada, para erradicar y evitar que se reiteren situaciones tan injustas e incomprensibles en pleno siglo XXI.

Málaga, 11 de diciembre de 2019