Martes 7 Abril 2020

 facebook  twitter  instagram 

El Sindicato Médico cargó ayer contra la Junta por la falta de traumatólogos en Barbarela que obliga a estos especialistas a ver a pacientes "en 3,5 minutos" y que provoca listas de espera para una primera consulta que superan los tres meses, cuando el tope son 60 días.

"Aunque la Junta siga sin reconocer los graves déficits sanitarios que tiene Málaga, implícitamente sabe que existen y por eso asume que está intentando mejorar los tiempos de atención en este centro de especialidades", señaló la organización.

Tras la denuncia del Sindicato Médico, el centro sanitario admitió que faltaban cubrir a tres traumatólogos que se habían jubilado, pero aclaró que no había especialistas en la bolsa para contratarlos. La Administración tachó entonces de "insulto" que el sindicato dijera que los especialistas tenían menos tiempo para atender un paciente que los trabajadores de McDonald para servir una hamburguesa. "Insulto es no poder soluciones", replicó ayer la organización médica. Y añadió que el "colapso" de Traumatología en Barbarela no es nuevo. "Los únicos culpables de lo que está pasando son los gestores del SAS y los políticos de la Junta que mantienen la política de exprimir a sus médicos, ofreciendo un mal servicio a los afectados y no destinando a Málaga los recursos necesarios para paliarlo", según el sindicato.

La organización sostuvo que en la capital falta un tercer hospital, que la ampliación del de Marbella no se termina, que el del Guadalhorce sigue sin funcionar al 100%, que el centro hospitalario de alta resolución (chare) de Mijas no tiene ni siquiera terrenos y que no hay novedades de la construcción del prometido centro de alta resolución (care) de Torremolinos.