Málaga

Desesperada. Esa es la palabra más utilizada por la plataforma Basta ya para describir la situación de los centros de salud de la capital. Esta agrupación de profesionales de la sanidad de reciente creación ha acumulado en menos de un mes a 300 médicos que han suscrito las denuncias y demandas a las autoridades sanitarias local y regional. La más reciente de ellas es la escasa cobertura de puestos que se produce cuando llegan los meses de verano y en torno al 30% de las plantillas de los centros de salud se van de vacaciones.

De los 335 médicos de familia en activo que hay en el Distrito Sanitario Málaga, tan solo han entrado este mes diez nuevos profesionales -siete facultativos de cabecera y tres pediatras- para cubrir las bajas por vacaciones de más un tercio del personal, en torno a 110 personas. Eso, en opinión de Carlos Bautista, uno de los portavoces de la plataforma Basta ya y médico de familia en el Centro de Salud de Huelin, se trata de una cifra "decepcionante", y que generará "masificación" de pacientes a aquellos médicos que no se encuentran de vacaciones. Algo parecido ocurre en el sector de los pediatras, en el que tan solo han entrado tres sustitutos durante el verano para los 77 pediatras de la capital y los 96.400 potenciales pacientes con menos de 14 años.

La agrupación también denuncia la situación que se genera a raíz de los recortes progresivos de personal: "Ahora somos ginecólogos, urólogos, traumatólogos, neurólogos, etc. Somos los sustitutos de los sustitutos que tuvieron que llegar y nunca lo hicieron", dice Bautista. Por su parte, están en desacuerdo con la reducción de servicios durante el periodo estival, que según cuenta Bautista, "da prioridad exclusivamente a las consultas, olvidando servicios como las pequeñas cirugías o el programa control del niño sano".

La Consejería de Salud de la Junta también es blanco de las denuncias de Basta ya. Según datos del Ministerio de Sanidad, Andalucía ha recortado un 18% de gasto en atención primaria entre los años 2002 y 2014, mientras que el resto de España lo hizo en un 4%. También acusan a los responsables Distrito Sanitario Málaga de "transmitir una imagen equivocada" de lo que ocurre en Málaga.

La Junta, por su parte, afirmó en un comunicado que es "rotundamente falso" que se esté produciendo un desmantelamiento de la sanidad andaluza, sino que este apartado continúa siendo una prioridad para la administración regional. La administración señala que ha hecho un "esfuerzo ímprobo" por mantener los 95.600 empleados del Servicio Andaluz de Salud. A su vez, el Distrito Sanitario Málaga-Guadalhorce incrementó en los últimos tres años su plantilla en 26 facultativos, algo que Basta ya atribuye a un aumento de la interinidad y las escasas condiciones de trabajo.

El Distrito Sanitario Málaga dedica este año un millón de euros para la contratación de profesionales en Málaga capital y Rincón de la Victoria, lo que supone 600.000 euros más que el año anterior, según se apunta desde la administración regional. La Junta admite que faltan por cubrir siete contrataciones en centros médicos que ofrecen servicios por la tarde en el periodo estival.

 

Fuente: malagahoy.es