Jueves 17 Enero 2019

 facebook  twitter  instagram 

El desequilibro se produce porque atiende a unos 200.000 pacientes más, pero cuenta con menos profesionales y recursos

HOSPITALFuente: diariosur.es

Los pacientes del Clínico Universitario soportan más del triple de demora para las pruebas diagnósticas que los del Hospital Regional (antiguo Carlos Haya). Si el segundo centro hospitalario presenta una demora media 14 días para una serie de pruebas exploratorias, la del primero se eleva a 54 días. Estos datos están publicados en la página web del Servicio Andaluz de Salud (SAS) y hacen referencia al 30 de junio de 2018. Si se analiza esa información se observa el desequilibrio que sufren los malagueños a la hora de que se les haga una prueba diagnóstica, en función de qué centro hospitalario les corresponde.

Las diferencias entre ambos hospitales son especialmente llamativas en determinados procesos. Así, mientras que el Regional tiene una demora media de 11 días para una endoscopia digestiva por vía oral (gastroscopia), el retraso del Clínico para esa exploración es de 107. Para una endoscopia digestiva por vía rectal (colonoscopia), el antiguo Carlos Haya tarda de media 18 días, plazo que en el otro hospital malagueño es de 94 días. La diferencia para una radiología simple también es importante y va de los 11 días del Regional a los 68 del Universitario.

Tras el análisis de esos datos, la pregunta es: ¿Por qué se da esa desigualdad en las demoras medias de las pruebas diagnósticas de los dos grandes hospitales públicos de la capital malagueña? Expertos consultados por este periódico indicaron que el Clínico Universitario tiene una población básica asignada de 570.000 personas, unas 200.000 más de las del Regional. Pese a que en el reparto le corresponden más usuarios, el Clínico dispone de un presupuesto inferior, tiene menos profesionales de distintas categorías y está dotado con una cifra inferior de recursos: por ejemplo, cuenta con menos quirófanos y con menos medios para llevar a cabo las pruebas.

Además, en el caso de las especialidades de arritmias y angiología, el Clínico llega a tener una cobertura de población a atender que supera el millón de personas. Asimismo, lleva a cabo al año 30.000 pruebas exploratorias de pacientes que son remitidos por el Hospital Costa del Sol de Marbella. A ello se une que el Hospital del Valle del Guadalhorce sigue funcionando de forma parcial y no asume la asistencia de muchos enfermos, que continúan acudiendo al Clínico, lo que eleva el volumen de trabajo de este centro.

«La suma de todos esos factores da como resultado que las demoras de un hospital sean mucho más elevadas que las del otro en pruebas diagnósticas. Ese desequilibrio corresponde a Salud solucionarlo, porque no parece lógico que el Clínico tenga una población asignada mucho mayor que la adjudicada al Regional cuando dispone de la mitad de recursos», señalaron profesionales sanitarios consultados por SUR. Añadieron que el Clínico, que este año cumple 30 años desde su puesta en marcha, necesita una inyección económica que le permita incrementar su plantilla y sus medios. En ese sentido, precisaron que es imprescindible que el Hospital del Guadalhorce funcione a pleno rendimiento cuanto antes y reciba la dotación de personal necesaria para que los servicios puedan atender a los pacientes con garantías. «Hay que acabar con el agravio comparativo actual entre el Hospital Regional y el Clínico», añadieron.

Al cien por cien de actividad

Por su parte, fuentes oficiales del Clínico aseguraron que todos los recursos del hospital están funcionando al cien por cien en los turnos de mañana y tarde, de lunes a viernes. En el caso de las pruebas que se hacen de TAC, se realizan, de lunes a sábados, tanto por las mañanas como por las tardes. Igualmente, los estudios digestivos endoscópicos se llevan a cabo, en las dos salas habilitadas para ello, en los turnos de mañana y tarde, de lunes a viernes. Las fuentes oficiales recalcaron que, a finales de enero, el Hospital del Guadalhorce empezará efectuar estudios endoscópicos.


El Clínico atiende a enfermos que deberían ser vistos en Marbella y en el Guadalhorce


Por otro lado, la situación de los hospitales comarcales de la provincia de Málaga en cuanto a demoras medias de pruebas diagnósticas es bastante similar. El que presenta una tardanza menor es el centro hospitalario de la Axarquía, con 17 días, seguido por el de Antequera, con 18; el de Ronda, con 19, y el Costa del Sol de Marbella, con 20 días de demora media, según los datos colgados en la página web del SAS.

La consejera de Salud en funciones, Marina Álvarez, que estuvo ayer en Málaga para presentar el plan funcional del nuevo hospital público de la capital, al ser preguntada sobre por qué el Clínico tenía la demora media más elevada en pruebas diagnósticas de la provincia, argumentó que la puesta en marcha recientemente de equipamiento en el Hospital del Guadalhorce facilitará que el Clínico mejore sus resultados y pueda hacer más pruebas diagnósticas. Asimismo, acerca del empeoramiento de la demora media de los hospitales públicos malagueños en el apartado de las pruebas diagnósticas (se ha pasado en un año de 20 a 34 días), Álvarez se refirió a que «se ha hecho un esfuerzo importante para atender la demanda de la población». La consejera de Salud en funciones destacó la importante reducción de la lista de espera quirúrgica de Málaga, cuya demora media (60 días en global) está por debajo de la existente en Andalucía (73 días). A ese respecto, puso en valor el trabajo realizado por los profesionales de los hospitales para conseguir una mayor actividad y hacer frente al aumento de la demanda.

Noticia relacionada


La lista de espera quirúrgica mejora en Málaga, pero empeora la de las pruebas diagnósticas 

 

 

Área privada

Introduzca sus credenciales para acceder a la parte privada de la web

Convenio para los Afiliados

El fraude de las Subastas