Sábado 25 Mayo 2019

 facebook  twitter  instagram 

Cuando culmine el periodo de alta frecuentación se trabajará en la sala de Observación

 

obrahruFuente: laopiniondemalaga.es

En diciembre comenzaron las obras de las Urgencias del Hospital Regional, un proyecto que contempla la ampliación de este área en 500 metros cuadrados que sumará más recursos, y el cual se prevé que durante el mes de febrero, una vez culminado el periodo de alta frecuentación, comience los trabajos en el interior del centro hospitalario.

A mediados de diciembre se llevó a cabo la retirada de árboles de la zona exterior, que estaba adherida al área asistencial, para ser trasplantados a otro lugar de la ciudad. Tras ese paso, fuentes hospitalarias aseguraron que se ha retirado parte de la tierra para la ampliación del laboratorio –en el exterior y el próximo lunes comienza una nueva fase del proyecto.

El hospital inicia los trabajos para demoler un muro y continuar con la construcción del anexo. Para ello, será necesario cambiar parte de la instalación del gas, fundamental para continuar cimentando este edificio, según informo el hospital.

Será a partir de ese momento, y de forma paralela, cuando arranquen las obras en el interior de las Urgencias hospitalarias, en concreto, en el área de Observación 1. Una nueva fase que no tiene fecha exacta de inicio pero que se prevé que sea a lo largo de febrero, una vez culminado el periodo de alta frecuentación.

Las obras de las Urgencias del Hospital Regional se anunciaron hace más de cuatro años pero no fue hasta enero de 2018 cuando se licitaron. Un proyecto que cuenta con una inversión de 2,5 millones de euros y que se divide en tres fases.

Fases de actuación

En la primera se va a actuar en el área de Observación, un trabajo que aumentaría la capacidad y funcionalidad de dicha área. En la segunda se llevará a cabo la ampliación de la superficie actual, con una nueva edificación adosada a la existente mediante la incorporación del actual jardín anexo al área de Urgencias; y la última fase prevé actuar en los espacios destinados a albergar el área administrativa, zonas de soporte y áreas destinadas al personal de guardia, así como la adecuación de la zona de acceso a Radiología de Urgencias.

Un total de 3.000 metros cuadrados de superficie que contará con una sala de Observación con más recursos asistenciales, tres puestos de triaje, cuatro para pacientes críticos, un incremento en el número de consultas en el área de Policlínica y distintas salas de espera adecuadas a los niveles de demanda de cuidados.