Miércoles 25 Abril 2018

 facebook  twitter  instagram 

El centro realizará durante las fiestas reformas en algunas instalaciones como en el área de extracciones de sangre

HOSPITALEl Hospital Regional no cerrará camas durante la Navidad y asegura que estará al cien por cien en su actividad diaria. Así lo expuso el centro hospitalario durante la junta de personal que celebró ayer al ser preguntado por los sindicatos. Unas fechas en las que el año pasado se cerraron en torno al 15 por ciento de las camas, según expresaron desde CCOO.

Durante el encuentro se informó de las próximas obras que se realizarán en el centro. El Hospital Regional aprovechará estos días de Navidad para hacer algunas reformas en sus instalaciones, en concreto en el área de extracciones de sangre, espacio al que acuden los pacientes ambulatorios que requieren alguna analítica. La remodelación se llevará a cabo entre el próximo 22 de diciembre y el dos de enero, según se informó en la junta de personal del centro hospitalario. Una obra en la planta baja del conocido como edificio tecnológico –entre el pabellón de gobierno y el pabellón B– que consistirá en la colocación de mamparas de separación entre los puestos para que los pacientes tengan más intimidad. Además, se cambiará la metodología de trabajo y a partir de ahora los propios usuarios llevarán los tubos necesarios, una actividad que ha realizado el equipo de enfermería hasta el momento.

El sistema de gestión de cola también sufrirá cambios funcionales para agilizar el trabajo y en caso de que alguien llegue más tarde de la hora citada tendrá que esperar a que terminen de atender a los pacientes fijados a su hora, según UGT.

Otra de las obras que comenzará es una relativa a una zona administrativa. El servicio de cargo a terceros, ubicado en una planta baja a la izquierda del pabellón B, va a ser reformado por completo. Un trabajo burocrático que llevan a cabo en la antigua casa del administrador y se va a reformar para que sea una planta de oficinas. Un servicio encargado de gestionar la asistencia sanitaria que no está recogida como prestación gratuita y que está relacionada con los accidentes de trabajo, los hospitales privados o algunas atenciones a extranjeros. Málaga fue la provincia que más dinero recuperó de Andalucía a través de este servicio.

Se estima que las obras duren dos meses. Mientras tanto, los administrativos serán traslados a la sala de espera de familiares de la UCI, mientras que los familiares de estos pacientes se reubicarán en la sala de espera de Urgencias.

En cuanto a las obras de Urgencias, el hospital se limitó a exponer que está pendiente de licitación presupuestaria.

 

Fuente: laopiniondemalaga.es