Sábado 18 Noviembre 2017

 facebook  twitter  instagram 

  • Nacional

El Sindicato Médico Andaluz considera ridícula la contratación de 400 profesionales

La estrategia de la Junta apenas mejorará "la dramática situación de la Atención Primaria"

El Sindicato Médico de Andalucía (SMA), tras el anuncio de la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, de acometer una "estrategia ambiciosa de renovación", con el objetivo "claro y nítido" de fortalecer la Atención Primaria, la ha calificado de "ridícula" al entender que, la "medida estrella" de contratar a casi 400 profesionales, "no conllevará mejora alguna de la dramática situación de la Atención Primaria andaluza".

En opinión de los profesionales médicos, que llevan años denunciando la "penosa" situación de miles de profesionales que tienen que atender a sus pacientes en tan sólo tres o cuatro minutos, la única forma de mejorar la Atención Primaria es "dar tiempo y medios a los profesionales; ampliar suficientemente la plantilla y dejar que los criterios clínicos primen sobre los criterios de gestión, ocupándose más del ciudadano y del profesional".

"Desde el sindicato llevamos años denunciando la penosa situación de miles de profesionales que tienen que atender a sus pacientes en tres o cuatro minutos; sin medios, obligados a rellenar tediosos programas informáticos que consumen por sí solos todo el tiempo disponible para el paciente", explican. Y, sobre todo, "teniendo que cumplir unos objetivos económicos que les impiden derivar pacientes o recetar lo que ellos consideran necesario", subrayan.

Para el presidente del Sindicato Médico Andaluz, Rafael Carrasco, "es imposible atender bien a un paciente en tan pocos minutos, casi no da tiempo a acceder a su historia clínica informática y mucho menos a explorar o auscultar si fuera necesario ni podemos aliviar a nadie ni facilitarle un estudio completo con las terribles restricciones a la prescripción o la derivación que nos imponen".

El presidente del Sindicato ha señalado que en esta ocasión Díaz "ha ido un poco más allá" al hablar de una "estrategia ambiciosa", ha dicho de forma irónica en referencia a la cifra de "casi 400 profesionales, entre los que se encuentran médicos de familia, pediatras, enfermeros, matronas y trabajadores sociales". "Habla de un refuerzo poco mayor del 2 por ciento, ya que, según la propia web del SAS, la plantilla de estos colectivos era en 2015 de unos 15.000 profesionales". "Si éste es su concepto de plan ambicioso, ahora entendemos por qué seguimos a la cola de España después de tanta 'Andalucía imparable', tanto autobombo, tanta megalomanía y tanta excelencia".

Los números que ofrecen son "ridículos" y no merecen otro comentario, explica Carrasco quien afirma que "ni siquiera vamos a entrar en otras valoraciones ya que, con estas cifras por delante, no vamos arreglar nada". "Todo seguirá igual y pasará como ocurre con la Educación, la otra gran joya de la corona, la otra gran falacia: seguiremos afirmando que nuestro sistema público es de los mejores de Europa mientras que los estudios objetivos a nivel europeo nos sitúan en los últimos lugares, en una pésima situación".

En relación a las puertas giratorias, el Sindicato Médico de Andalucía afirma que, "por mucho que la presidenta se indigne y lo niegue, lo cierto es que existen ya que, no hay director gerente en el SAS, ni cargo directivo, salvo los disidentes o caídos en desgracia, que no haya sido recolocado por muy mal que lo haya hecho".

"Las que son realmente importantes son esas puertas giratorias virtuales que hacen que los pacientes entren y salgan del sistema una y otra vez sin conseguir solución a su problema, que tengan que acudir varias veces a un Centro de Salud sin que su médico lo derive al especialista por miedo a incumplir los objetivos; que entren y salgan de las listas de espera quirúrgica con la excusa de la reevaluación, mientras ven como no llega nunca la fecha de la cirugía". "Esas puertas giratorias sí que existen y son esas las que hay que derribar", insiste el SMA, quien añade que con estos 400 profesionales solo se desaparecerán nuestras esperanzas de una sanidad pública de calidad".

 

Fuente: elmedicointeractivo.com