Domingo 19 Noviembre 2017

 facebook  twitter  instagram 

Sanidad también necesita «con urgente necesidad» pediatras, enfermeros y auxiliares para las sustituciones de verano de Granada y el área metropolitana

NIDOEl distrito sanitario de Granada y del área Metropolitana ha sido uno de los últimos de Andalucía en tener aprobado su plan de vacaciones por los servicios centrales de Sevilla y cuando se han puesto a llamar al personal necesario para cubrir las vacaciones de verano de los hospitales de la capital y de los centros de salud se han encontrado con el hecho, totalmente inusual, de que las bolsas de empleo de la provincia estaban totalmente vacías.

Ni médicos, ni pediatras ni enfermeros ni auxiliares disponibles para trabajar en verano en Granada. Están en blanco hasta las bolsas adiciones, que son las integradas por personas que nunca han tenido un contrato con el SAS y están pendientes de baremación. Según el presidente del Sindicato de Enfermería, José Sánchez, sus colegiados se han ido a otras zonas de la provincia -Baza y Motril se dotaron de personal hace ya unas semanas-, a otras partes de Andalucía e incluso a Murcia, Castilla la Mancha y Aragón.

«Nosotros estimamos actualmente se requieren unos 50 enfermeros para los hospitales y el Metropolitano. Va a costar trabajo y se contratará a plantilla sin experiencia previa y recién licenciados», añadió Sánchez.

Falta personal porque los han llamado para trabajar antes en otras provincias o autonomías


 

Fue el pasado jueves cuando la Mesa Sectorial de Sanidad acordó ofertar de manera extraordinaria puestos de médicos de familia «con nombramientos temporales de un mes prorrogable por hasta otro mes si no existieran candidatos en bolsa». Son las mismas condiciones para el resto de categorías sanitarias mencionadas. Según el presidente del Sindicato Médico, Francisco Cantalejo, hacen falta unos 33 médicos, 25 en los pueblos y ocho en la capital. «La gente se ha ido, no quiere trabajar aquí por las malas condiciones y la cosa no hará más que empeorar con el tiempo. Esto es fruto de la nefasta política de personal», abundó el representante sindical.

Situación inédita

El SAS también está teniendo dificultades para encontrar auxiliares de enfermería, aunque según fuentes de la Mesa Sectorial, de esa categoría apenas se precisan 15 sustitutos. «Nunca antes había ocurrido que hubiera problemas para suplir a auxiliares», apostillaron las mismas fuentes.

IDEAL preguntó ayer en la Delegación de Salud, donde valoraron la situación como dentro de lo normal y no ofrecieron una cifra exacta de cuánto personal es necesario contratar aún en esas dos áreas sanitarias. Sí explicaron que para suplir las carencias de personal, la directora gerente del distrito Granada-Metropolitano firmó el jueves la convocatoria extraordinaria de empleo a la que se puede concurrir desde ayer hasta el próximo día 11 de julio a las dos de la tarde. La presentación de las solicitudes se debe hacer en el Registro General del Distrito Sanitario, ubicado en el PTS, en la Avenida del Conocimiento, 16.

DSGRANADA

Saturación en los consultorios

Según el Sindicato Médico, esa llamada urgente de facultativos no vendrá a solucionar el déficit de personal de los centros de salud del área metropolitana que - en palabras de Cantalejo- «están saturados porque no se sustituye en verano, ni ahora ni antes». Por último, el Sindicato Médico denunció que en Motril no se ha habilitado el dispositivo sanitario para dar cobertura a la Operación Paso del Estrecho, aunque lo anunció el delegado de Salud, Higinio Almagro.

Frente a esas denuncias de falta de personal, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) recordó ayer en un comunicado que contratará a 2.564 profesionales en los centros sanitarios de la provincia de Granada durante los meses de verano, lo que conllevaría un incremento del 85% respecto al año pasado.

La Delegación territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales puntualizó que se da respuesta a las necesidades de asistencia sanitaria de la población granadina en temporada estival al igual que en cualquier otra época del año y que la sanidad pública en la provincia no se encuentra en situación preocupante, ni se han producido recortes.

El plan de verano se desarrolla entre el 15 de junio y el 30 de septiembre y su diseño conlleva una planificación y conversaciones con las organizaciones sindicales de la Mesa Sectorial y juntas de personal de los centros. El programa se monitoriza y adapta para dar respuesta a posibles incrementos de la demanda asistencial y garantizar la asistencia sanitaria que demanda la población, también en verano, sostuvo el SAS.